Una casa en llamas, Maximiliano Barrientos